ISOTEC
El grupo ISOTEC
ISOTEC-tiempo de viaje

ISOTEC - un pequeño viaje a través del tiempo

25 años de ISOTEC. Un sueño se hizo realidad. Hemos escrito nuestra propia historia de éxitos. Primero quiero dar las gracias a todas las personas que han confiado en nosotros.

Primero de todo doy gracias a nuestros clientes que nos han encomendado su propiedad. Para la mayoría de ellos su propiedad es su hogar y su sueño de vida. Esta confianza nos anima cada día de nuevo y les queremos ofrecer el mejor saneamiento posible. Un saneamiento que protege su casa permanentemente contra la humedad. 

También doy gracias a todos los asociados de ISOTEC. Ellos son responsables de nuestra excelente reputación en cada región. Y su emprendimiento es lo que nos hace fuerte. 

Muchas gracias a todos nuestros trabajadores por su rendimiento máximo día a día. Ellos viven lo que nosotros nos propusimos: Un servicio al máximo nivel, un saneamiento seguro y permanente y la superación de las expectativas de nuestros clientes. 

Y finalmente quiero darles las gracias a nuestros proveedores, los expertos y científicos con los que hemos desarrollado soluciones únicas. 

Personalmente estoy muy optimista de que ISOTEC seguirá siendo exitoso, porque estamos tan bien posicionados como nunca. Nuestra orientación en las necesidades del cliente es lo que nos ha aportado el éxito. Y así queremos seguir. Con éxito.

 

Cordialmente, Horst Becker

 

 

1983 - 1989 UN RIESGO

En 1983 fundé la empresa “Horst Becker Isoliertechnik”. Estaba en mi segundo semestre de mi carrera universitaria de la Administración de Empresas y quería sacar adelante mi pequeña empresa. Estoy especialmente agredecido a mis padres por su apoyo ilimitado sobre todo durante la fase inicial. Mi madre Annie recibía las llamadas por teléfono con mucha paciencia y comunicaba con su voz amable la familiaridad profesional de una empresa familiar. Y mi padre Rudi siempre estaba allí cuando necesitaba su ayuda y su consejo.

La tecnología parafina fue decisiva para nuestro éxito. A un amigo de mis padres - Friedrich Röhrmann - le encantaba trastear con las cosas y encontró que se puede proteger las paredes de la humedad permanentemente con una cera especial, la parafina. Hasta hoy la tecnología parafina representa una de las columnas importantes de nuestro éxito. En 1986 la empresa recibió el nuevo nombre “Gebrüder Becker GmbH”.

1990 - 1994 INSPIRACIÓN Y RESISTENCIA

En 1990 empecé a multiplicar mi idea de negocio de mi empresa “Gebrüder Becker GmbH”. Ya a mediados de los 80 eschuché una conferencia del profesor Creusen que era la mano derecha de Manfred Maus, el fundador de OBI (cadena alemana de mercados de materiales de construcción). Creusen nos explicó los principios básicos de las franquicias, pero el éxito de OBI lo atribuyó a otro aspecto. Adjudicó el éxito de la empresa y el del franchising al empeño humano:

  • El amor a la libertad
  • La determinación de crear
  • La autodeterminación

Todavía me acuerdo cuánto me inspiró esta conferencia. Y en 1990, aunque la “Gebrüder Becker GmbH” siguió en funcionamiento, empezó a asumir el papel de “madre”. Queríamos empezar a multiplicar según el principio del franchising.

Con los primeros logros también empezaron las primeras críticas. Según algunos expertos era ridículo impermeabilizar los edificios con parafina. Me vi obligado  a darle una fundación teórica a nuestra experiencia práctica con la parafina. Mi hermano Norbert Becker me ayudó con ello. El profesor y doctor Jürgen Dreyer - que luego fue catedrático de física de construcción en la TU Wien (Universidad Técnica de Vienna) - me acompañó en los estudios e investigaciones científicos y juntos desarrollamos nuevas técnicas y patentes. Hoy, todas las instituciones reconocidas (BAM, WTA, TU Hamburg-Harburg, TU Wien) confirman la alta eficacia de la Tecnología Parafina ISOTEC. 

Me acuerdo muy bien de la fase inicial del franchising. Peter Luthe y Peter Kreiner fueron uno de los primeros asociados. Tenían tanto éxito que solo cuatro años después fueron nominados “Franquiciados del año” por la asociación alemana de franquicias. Eso fue un gran logro para todos.

Por supuesto, todo esto cuesta mucho tiempo, justo lo que le faltaba a la empresa Gebrüder Becker GmbH. Mi hermano, Klaus-Dieter Becker, me fue una gran ayuda. Dejó su trabajo como empleado y desde entonces forma parte de nuestra empresa.


En esa época complementamos los servicios de ISOTEC con los sistemas de secado técnicos y la Placa Térmica ISOTEC - una solución contra la condensación y los daños por moho.

1995 - 1999 NUESTRO LISTÓN DE CALIDAD

  

La reputación creciente en el círculo de expertos nos permite colaborar en círculos de trabajo y comités de estandarización. Pero las directivas técnicas aprobadas en estos círculos no satisfacen las exigencias de calidad que tenemos nuestros asociados y yo. 

Desde el principio estuve convencido que ISOTEC tenía que pensar, sentir y actuar desde el punto de vista del cliente en todos los aspectos. El criterio principal siempre ha sido la buena calidad para mi. Como sabía que algunos materiales de construcción fueron deficientes y no estaban en aras del cliente, estaba claro que necesitábamos unos  criterios propios más rígidos. Entonces desarrollamos los “Valores de ISOTEC” que determinan exactamente el proceso del saneamiento y el uso de los materiales.

Además nuestros asociados y sus trabajadores están obligados  a formarse periódicamente.

También me acuerdo muy bien del año 1996. Con el comienzo de la era de internet nos aseguramos el dominio isotec.de. Así también disponíamos de una tarjeta de visita digital. Era una tarjeta de visita en el más amplio sentido de la palabra, porque entonces no había mucho más que una sola página.

Pero el desarrollo de ISOTEC solo ha sido y sigue siendo posible con las ideas y experiencias de nuestros asociados. La fundación del comité de asociados que aconseja a nuestra central con respeto a las estrategias y los futuros conceptos fue una decisión lógica e importante. Nos ayuda al Grupo ISOTEC y a mi a permanecer a la a la última que para nosotros significa orientarnos a las necesidades del cliente.

Aparte del saneamiento seguro y de alta calidad de los daños por humedad y moho, ISOTEC también está ofreciendo un futuro seguro a nuevos empresarios potenciales como asociados del sistema ISOTEC. Eso llamó la atención del “Deutschen Franchise-Verband” (asociación alemana de franquicias) y de la revista alemana de econonomía  “impulse”. Los dos nos conceden a ISOTEC el “Franchise-Geber-Preis” (premio para franquiciadores).

2000 - 2004 NUEVA COMUNICACIÓN

El premio como mejor sistema de franquicia de Alemania nos animó a mi equipo y a mi  a sacar adelante más innovaciones. Para nuestro 10° aniversario en 2000 dimos unos pasos importantes para mejorar la presentación de nuestra marca. Rediseñamos el logo y actualizamos toda nuestra comunicación empresarial. La nueva apariencia fué más moderna.

También cambiamos fundamentalmente la comunicación con nuestros clientes. Visto desde hoy con este cambio empezó una nueva época - por lo menos para ISOTEC y sus trabajadores. Dejamos de hablar el lenguage tan técnico y en su lugar empezamos a explicar los problemas técnicos y complejos del punto de vista del cliente. Claridad y comprensibilidad fueron las palabras claves en este momento.

Hasta hoy nuestra fórmula de éxito es comunicar de manera comprensible y así mismo transmitirle la confianza merecida al cliente. Las referencias y opiniones de nuestros clientes en nuestra página, por ejemplo, le permite informarse sobre el éxito de nuestro saneamiento en casos reales - no hay engaño ni atenuación. Para mi, eso es ser auténtico y crear confianza entre el cliente y nosotros.

2005 - 2009 EL SIGUIENTE PASO GRANDE

Durante esta época intentamos hacer nuestra comunicación con el cliente todavía más transparente. Sobre todo a través de nuestra página web queríamos permitirle hacerse una idea de ISOTEC y todas sus franquicias. 

Ampliamos claramente nuestra posición como líderes en el campo de saneamientos con experimentos técnicos y la ampliación de nuestra gama. En ello la eficiencia energética desempeñó un papel fundamental. El comité técnico con ingenieros de nuestro departamento técnico, propietarios y profesionales de nuestras empresas asociadas dan los impulsos necesarios para llevar ISOTEC adelante técnicamente.

También ampliamos nuestro concepto de formación e introducimos más módulos de formación. Hasta hoy, formamos unas 800 personas cada año en el Grupo ISOTEC y muchos de nuestros asociados están formando constantemente a jóvenes. Hoy, nuestro Grupo ISOTEC representa una de las empresas de formación más grandes en su campo.

En esta época también ampliamos nuestra red de asociados. Estoy especialmente contento que los nuevos asociados están calando rápidamente y teniendo mucho éxito en el mercado como empresarios. En 2005 nuestro asociado Lars Bobach de Leichlingen/Alemania era el primer asociado de ISOTEC que recibió el premio alemán de franquiciados.

2010 - 2015 GRATITUD

En los últimos años ISOTEC ha tomado la dirección con la que había soñado hace 25 años. No lo esperaba. Y cuando miro donde estamos ahora, no solo me asombra y me hace muy feliz, también siento una gratitud muy profunda.

Con 85 empresas en 120 ubicaciones estamos presentes en todos los países de habla alemana y además en Mallorca. El Grupo ISOTEC emplea unos 500 trabajadores de momento y la cercanía al cliente en las diferentes localidades sigue siendo muy importante. Sin los pasos que dimos en los últimos cinco años, este éxito no habría sido posible. Durante estos años hubo otro equipo de fundadores muy exitoso en el Grupo ISOTEC: En 2014, Ralf Stutz y Volker Kortholt también ganaron el premio de franquiciados.

Pero el corazón de ISOTEC son y siguen siendo sus trabajadores - tanto en la central como en las ubicaciones de los asociados. Ellos son los que ponen en práctica nuestros valores de la calidad y la orientación al cliente cada día. Me alegro de cada persona que se une a nuestro grupo. 

Añadimos más productos de calidad. La Cinta Flexible ISOTEC, por ejemplo, es una medida segura y de alta calidad que nos permite proteger los componentes de hormigón contra la penetración de agua a través de fisuras.

También desarrollamos todavía más nuestra comunicación. Ya puedo decir que conseguimos una cosa que muchas empresas todavía no han conseguido: El paso del mundo analógico al mundo digital. Nuestra presencia online es muy fuerte y seguiremos ampliando nuestra ventaja en este campo. Queremos estrechar todavía más el diálogo con nuestros clientes y interesados. Los medios sociales nos ofrecen unas posibilidades fantásticas para ello: Abierto, sincero, transparente, de tú a tú. Así también queremos comunicar en el futuro.

Enfrentarse a nuevos retos y mantener la continuidad no son contradictorios desde nuestro punto de vista en ISOTEC. Nos entusiasmamos tanto por la innovación como por nuestros valores.

Nuestra máxima y nuestros valores nos han sido una buena brújula los últimos 25 años y nos van a llevar a un buen futuro.

DESCARGA

Puede descargarse nuestros valores y nuestra máxima en su ordenador.